Teatro Auditorio


Esta parte del palacete era la que en sus tiempos ocupaba el salón y comedor de invierno de los duques que, al amparo del propio edificio, los alejaba del mar y los poderosos vientos gaditanos. Con un tamaño de 30 x 11 metros, en la actualidad se ha instalado un teatro-auditorio fijo que contiene un patio de butacas para 112 asistentes, dividido en dos zonas, con amplios pasillos de tres metros que las circundan. Dos amplias puertas dobles en forma de arco de medio punto dan acceso a la sala a ambos extremos.

 

En la pared oeste se cuenta con un versátil y amplio escenario elevado, de 5 m de profundidad, que consta de pantalla audiovisual gigante. Sobre este, una mesa para conferenciantes móvil y un atril portátil para el maestro de ceremonias. Tras el mismo, en la zona de bambalinas, se encuentra un sistema de tramoyas y luces básico y un puesto de operaciones informatizado.

El suelo es el original, de mármol blanco con veta verde, totalmente liso, a diferencia de los del resto de las salas. En la pared norte se abren cinco cristaleras que dan al aparcamiento de empleados y clientes, las cuales están cubiertas por cortinajes de terciopelo verde hoja que impide el paso de la luz natural cuando el uso del espacio así lo requiere.

Las paredes, blancas, están decoradas con medias columnas encastradas que separan los espacios que ocupan las cinco ventanas o las numerosas hornacinas que esconden una impresionante colección de bustos renacentistas, exhibidos sobre pedestales de mármol beige. Tanto las columnas como las hornacinas están pintadas al traspantojo imitando el mármol del suelo.

El techo está formado por casetones castellanos y molduras –al igual que el resto de paredes– adornadas en oro y verde sobre sobre blanco. Dos grandes arañas de cristal de bohemia de doce brazos cada una cuelgan sobre las butacas. Estas son de la marca Celanova con estructura de madera maciza de haya sobre la que se fija una base de espuma de poliuretano tapizada en falso terciopelo verde. El plegado del asiento se produce mediante doble resorte, silencioso y automático. También goza de reposabrazos y, en uno de ellos, una pala de escritura con estructura interior metálica que se aloja en el interior del costado de cada asiento.

La boca del escenario es de ocho metros de ancho por tres de profundidad, tras los que se encuentra el telón de terciopelo verde de elevación automática y una gran pantalla deslizable. Una mesa de conferencias (móvil) está situada en el centro, dotada con las últimas tecnologías en medios audiovisuales y telecomunicaciones, y un atril para el director de ceremonias a uno de los costados del escenario. A este espacio se tiene acceso tanto por las escaleras frontales y laterales del proscenio como por la parte trasera de la escena.

AUDITORIO.jpg